Economía

Esta es la pensión de jubilación que recibirás en 2024 si cobras el SMI

Una de las mayores preocupaciones a las que se enfrentan los trabajadores tras alcanzar la plena edad de jubilación es determinar cuánto recibirán como pensión tras la jubilación, una incertidumbre que se agrava cuando se compara el salario que percibieron durante su vida laboral con el salario mínimo interprofesional (SMI). En España, la gestión de las pensiones recae en la seguridad social, donde su cuantía no está directamente relacionada con el salario percibido, sino con la valoración de las cotizaciones de los últimos años y el número total de años cotizados.

Cambios en los cálculos de las pensiones.

La forma de calcular las pensiones de la Seguridad Social ha sufrido constantes cambios a lo largo de los años, especialmente tras la reforma de las pensiones de 2011. Esta reforma introdujo un calendario progresivo que aumenta en un año los requisitos para acceder a la pensión de jubilación. En 2024, la edad normal de jubilación es de 66 años y 6 meses, o 65 años si has cotizado al menos 38 años.

Según la Encuesta de Población Activa (EPA), entre 2,3 y 2,5 millones de trabajadores en España perciben el salario mínimo interprofesional. Para este año, el SMI se fija en 15.876 euros brutos al año o 1.134 euros al mes en 14 pagas. Ante el importante número de trabajadores que se encuentran en este tramo salarial, surge la duda de cuál será su pensión de jubilación llegado el momento.

Cálculo de pensiones con SMI

Para determinar el importe de la pensión, la seguridad social determina el cálculo de la base reguladora y utiliza el porcentaje correspondiente según los años de cotización. Es importante entender que la base regulatoria se calcula sobre la base de las contribuciones, no de los salarios recibidos. Quienes perciban el SMI deberán cotizar al menos la base mínima, actualmente 1.260 € mensuales, tal y como establece el Reglamento PCM/313/2023.

La base reguladora se obtiene sumando las últimas 300 bases imponibles y dividiéndolas por 350. Este resultado representa el 100% de la base legal, es decir, el 100% de la pensión de vejez aplicable. La Seguridad Social ajusta estas bases, salvo las dos últimas, a la inflación para mantener su valor de compra en el tiempo.

Luego de obtenida la base reguladora, es necesario determinar el porcentaje que le corresponde al trabajador según años de servicio. Este porcentaje aumenta a medida que se acumulan más años de cotización, lo que repercute directamente en la pensión final.

Estimación de pensiones en función de los años de cotización

El porcentaje mínimo de la pensión de vejez es el 50% de la base reguladora, que se aplica a las personas que hayan cotizado durante al menos 15 años. Este porcentaje aumenta gradualmente con el número de años de cotización. Por ejemplo, por cada uno de los próximos 49 meses de cotizaciones se añade un 0,21% adicional a la base reguladora, y por cada 209 meses adicionales se añade un 0,19% adicional.

Si consideramos el caso de cotizar a la base mínima al percibir el SMI, la base reguladora de la pensión de vejez sería de 1.080 euros (1.260 × 300/350), suponiendo 36 años y medio de cotización. No obstante, si la persona no alcanza este período de cotización, la pensión se reducirá proporcionalmente.

El significado de la pensión de jubilación

Es importante tener en cuenta que estas cifras son orientativas ya que cada pensión de jubilación puede variar según las particularidades de cada individuo. Para una estimación más precisa, la Seguridad Social dispone de un programa de autocálculo que permite conocer la fecha de acceso a la pensión y su importe exacto.

Si usted es uno de los millones de trabajadores que perciben el salario mínimo interprofesional, es esencial comprender cómo esto afecta su jubilación. Aunque el SMI no determina directamente la cuantía de la pensión, sí afecta a las bases imponibles y por tanto a la cuantía final que recibirás en pensión. Por ello, es fundamental planificar y gestionar tus finanzas de forma responsable a lo largo de tu vida laboral para garantizar una jubilación digna y segura.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba