Pensión

esta es la cuantía máxima

Las pensiones se actualizan anualmente en nuestro país, siguiendo distintos métodos según su naturaleza. Mientras las pensiones contributivas se ajustan conforme al Índice de Precios al Consumo (IPC), las no contributivas, como las de discapacidad o viudedad, se revalorizan por Ley. Entre los años 2024 y 2027, estas últimas experimentarán un aumento superior al dato de inflación, marcando un avance significativo en la segunda parte de la reforma de estos subsidios.

El impulso a las pensiones no contributivas, las ayudas que son otorgadas a quienes, al jubilarse, no han cotizado al menos 15 años y enfrentan una situación de precariedad, están gestionadas por el Imserso y no por la Seguridad Social, ya que son pensiones asistenciales.

Aunque sus montos son inferiores a las pensiones mínimas de jubilación en España, se ha proyectado un incremento significativo para los próximos años. La segunda fase de la reforma busca que las pensiones no contributivas alcancen el 75% del umbral de pobreza para un hogar unipersonal en 2027, superando el actual 60%.

Aumento de la pensión de viudedad

En 2023, las pensiones contributivas aumentaron un 15%, superando el 8,4% de las de jubilación y se espera que suban en torno al 3,8% en el año 2024. Para 2024, el Gobierno prevé que las pensiones no contributivas, incluyendo las de viudedad y discapacidad, lleguen a 521,42 euros al mes y 7.300 euros al año en 14 pagas. Esto representaría un aumento de 515 euros anuales o 36,78 euros mensuales.

El incremento en estas pensiones continuará hasta 2027, aspirando a cubrir una diferencia de 25 puntos básicos y alcanzar el mencionado 75% del umbral de pobreza. Las previsiones indican cifras mensuales y anuales para los próximos años:

  • 2025: 542,85 euros al mes o 7.600 euros al año.
  • 2026: 564,28 euros al mes o 7.900 euros al año.
  • 2027: 592 euros mensuales y 8.250 euros anuales.

Estas proyecciones consideran un umbral de pobreza para un hogar unipersonal que se estima en 10.981 euros en 2027. De ser mayor, el aumento se ajustará en consecuencia. Una vez logrado el objetivo, se mantendría la relación, a menos que haya cambios en la normativa.

Impacto en las pensiones más bajas

Los jubilados con las pensiones más bajas verán un aumento de 6.785 euros a 8.250 euros anuales en cuatro años, sumando 1.465 euros al año. En términos mensuales, recibirán 412 euros más al año debido al efecto de la inflación.

Además, el Gobierno planea elevar la pensión mínima a 1.200 euros en 14 pagas en el año 2027, lo que representa un 22% más que la cuantía actual. El objetivo es que esta ayuda alcance el 60% de la renta mediana para un hogar con dos adultos.

El aumento de las ayudas por viudedad por encima de las pensiones mínimas se justifica por su carácter asistencial. Está destinado a aquellos que no tienen derecho a una pensión contributiva y cuyos ingresos individuales no superan los 6.784,54 euros anuales, aunque esta cifra aumenta según el número de personas con las que conviven.

La subida confirmada por el IPC de la pensión de viudedad en 2024 marca un avance positivo hacia el cumplimiento de los objetivos de la segunda fase de la reforma de las pensiones, beneficiando a millones de pensionistas no contributivos en España.

Estos será la que cobren las pensiones por viudedad:

  • Menor de 60 años: De 593,30 euros al mes a 617 euros al mes en 2024.
  • Entre 60 y 64 años: De 732,60 euros al mes a 761,90 euros al mes en 2024
  • Con 65 años o con discapacidad igual o superior al 65%: De 783,10 euros al mes a 814,42 euros al mes.
  • Con cargas familiares: De 905,90 euros al mes a 942,13 euros al mes.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba